viernes, 13 de junio de 2008

REACCIÓN

AYER EN LA MAÑANA: Levantate!!!! "Las acciones producen sentimientos", me dicen alegremente desde el auricular. Cuelgo poco convencida. Pero ya en la regadera lo confirmo. El agua está helada y no estoy dispuesta a bajar de nuevo a prender el calentador. Me resigno y empiezo con un brazo, sigo con una pierna, la otra, la espalda y finalmente la cabeza. Trrrrrrr. El sinsentido se convierte en frío, se congela el desánimo y acepto que a pesar de mí misma, estoy bañada y lista para vivir un día más.
HOY EN LA MAÑANA: Nadie lo dice pero mientras saco mi ropa no sé como escucho: las palabras producen sentimientos. Si las palabras son grises, el corazón se pone opaco. El agua hoy si está caliente, perfecta para atraparme al menos 5 minutos en una cápsula de silencio. Me lavo bien los pies, el ombligo (sin marca), me enjuago y sacudo el pelo como un canino feliz. Dejo que las palabras torpes escurran por todo mi cuerpo con el jabón y se vayan por el caño. Así me visto con los colores de mis propias palabras.
MAÑANA SI HAY MAÑANA: Los sentimientos producen sentimientos. Y el agua puede sorprenderme.
Publicar un comentario